ECHAN A MARIANO FERNÁNDEZ BERMEJO DEL GOBIERNO DE ZAPATERO

El Ministro de Justicia ha tenido que hacer el paripé de presentar su dimisión

El Ministro Bermejo ha sido invitado a abandonar el gobierno de Zapatero

La primera cabeza de turco de ZP

La primera cabeza de turco de ZP

El Ministro de la Injusticia ha tenido que comerse las palabras de la semana pasada cuando decía que “no dimito” y que trabajaba por este país. Lo primero que extraña es que sepa qué es un país y que sepa cuál es éste, al que se refiere. Un Ministro que se reunía con jueces que encausan a la oposición, verdaderamente o sólo por afición poco importa, la cuestión es que vaya de domingueo con jueces.

Es el ministro de la injusticia y de la desvengüenza de las leyes. Se dedicaba a campar por el campo andaluz sin tener licencia para cazar. Cuando a un pobre desgraciado se le cae el mundo por una multa o por la retirada del permiso de circulación, esta panda de señoritos comunistas se dedican a cultivar privilegios adquiridos por su propia voluntad. Además, un ministro de justicia que no trataba con el poder judicial por su soberbia. La soberbia del que nada tiene en el fondo para mostrar porque nada saben de lo que es honor y servir a su país.

No se han filtrado todavía las noticias, pero seguro que lo han echado porque ensuciaba la imagen del gobierno de ZPatero, más de lo que ya la tiene. Ha sido la guinda de suciedad española que ha planado por este lado del Atlántico, pues en el otro, allende, Penélope Cruz ha conseguido quedar muy agraciada, casi preciosa, con su vestido, con su pose, su recogido y un adecuado maquillaje cuando ha salido a recoger su Óscar. Y todo lo ha conseguido con lo que traía de origen, de Alcobendas, sin cirugía ni cartón: natural.

Cuando les pregunten tanto a uno como a otro la frase del día: ¿Dónde estabas tú un día como este del año 2009? Uno tendrá que decir que estaba tragando saliva para pasar el mal trago del 23-F. Penélope Cruz podrá decir que estaba disfrutando del mejor día de su vida (o de uno de ellos, al menos, hasta ese momento). Gracias a ambos protagonistas del día: por habernos llenado el corazón de orgullo (ella por el premio y el otro por haberse despegado del puesto).

REDACCIÓN

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: